Cápsulas de café

 En la antigüedad el consumo del café era totalmente distinto al que hoy en día conocemos. Los granos de café eran consumidos principalmente por tribus indígenas y aunque poco a poco fue expandiéndose por todo el mundo, la primera forma de consumo era también la más sencilla, las tribus de Etiopia las consumían como si fueran bayas silvestres, comían el grano entero y en ocasiones lo trituraban.

Tiempo después comenzaron a preparar infusiones, este nuevo método se consideraba como una innovación, aunque su preparación era muy similar a la de un té, únicamente consistía en introducir hojas del cafeto, la planta del café, y dejar que las hojas dejasen impregnado su esencia y su sabor.

No fue hasta pasados cientos de años cuando comenzó a prepararse café mediante un proceso más elaborado. Las infusiones de café requerían más trabajo, pues debían tostar el grano para después molerlo. Una vez se conseguía una cantidad de café molido suficiente, se mezclaba en agua caliente. Aunque el resultado no era ni parecido a lo que conocemos como un buen café en la actualidad, comenzaba a observarse avances en su modo de preparación.

En el periodo de la industrialización, aparecieron las primeras cafeteras, dando paso a uno de los métodos que más se utilizan en la preparación de un café. Es obvio, que conforme fue avanzado la tecnología el modo de preparación fue mejorando, hoy en día podemos encontrar cafeteras más resistentes, con una mayor filtración del café, incluso más estéticas.

La última tendencia en la preparación del café son las cafeteras de cápsulas, este nuevo electrodoméstico simplifica la rutina de los amantes del café, hay muchas marcas y tipos de cafeteras de cápsulas, que solo requieren de unos pocos pasos para la elaboración de un café. Con solo introducir una de las cápsulas compatibles Nespresso seremos capaces de preparar un café de excelente calidad en muy poco tiempo.

La elaboración del café ha sufrido increíbles cambios, desde la antigüedad hasta la actualidad se ha mejorado la calidad del producto y del proceso. ¿Qué es lo siguiente que nos traerá el café en el futuro?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *