Algunos regalos geeks para el Día de San Valentín

Casi todo de lo que se regala para el día de San Valentín son flores, bombones, promociones de viajes, circuitos spa e, incluso, serenatas en el trabajo. Ya sabéis, lo de siempre. Pero no son las únicas alternativas que existen. Las personas fanáticas de lo geek  también puedan rienda suelta a su imaginación.

Si vuestra pareja disfruta con las cosas que tienen que ver con la tecnología y aún no tenéis idea de qué regalarle para el próximo 14 de febrero, echad un ojo a la lista de objetos que os hemos preparado ¡Seguro que triunfáis!

Para los amantes del diseño gráfico o a la fotografía, lo mejor es este marco. Al poner una fotografía en él, la imagen queda atrapada en PhotoShop hasta que el dueño decida cambiarla. Lo más de lo más.

Si lo que queréis es darle una buena sorpresa, decidle te quiero en inglés y… ¡en código binario! No se puede negar que se trata de una manera muy poco común de expresar lo que sentís; además y aunque en un comienzo vuestra pareja no sepa de qué va el asunto, al final del cuadro podrá leer la traducción.

Otra alternativa es la Boyfriend Pillow, una almohada con forma de brazo de hombre. Es una divertida y cómoda manera de recordarle a vuestras novias cuánto las queréis y, de paso, que te sientan cerca incluso cuando no estás.

Por el contrario, si lo que queréis es insinuar de una manera divertida que estáis pensando en “algo más”, podéis regalarle la taza con agarradera con forma de anillo. Os aseguramos que no quedará indiferente.

Para saber a cuánta distancia se halla de vosotros vuestra novia o novio, basta con utilizar esta camiseta de proximidad absolutamente geek. Se la considera la “primera prenda social del mundo” y cuenta con 8-Bit Dynamic Life. Tiene cinco corazones en el pecho que se irán encendiendo a medida que vuestro enamorado/a –que también debe vestir una- se vaya acercando.

Si deseáis regalar algo sofisticado y tecnológico, pero que al mismo tiempo le sirva a vuestra pareja para relajarse y descansar el cuerpo, la alternativa es este par de guantes relajantes. Pueden llegar a producir entre 16.000 y 18.000 vibraciones, ideal para realizar masajes y relajar los músculos.

 Pero si lo que realmente quieres es regalar algo personal que combine lo geek y lo vintage en un solo objeto, la alternativa perfecta es este USB disfrazado de cassette antiguo. Podéis copiar toda la música y las pelis que le gustan a vuestras parejas y sorprenderlas de una manera divertida, como en los viejos tiempos. Todo un tributo a aquella inocente forma de entregar amor.

Ya lo sabéis, si vuestros novios o novias son una de esas personas adictas a lo geek, aquí tenéis unas cuantas opciones para el próximo 14 de febrero. Expresa lo que sientes de una manera divertida e inusual.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *